Betty y Barney Hill: La primera abducción reconocida dentro del fenómeno OVNI

 

Imagen/Pixabay

 

En la noche del 19 al 20 de septiembre de 1961, la pareja Betty y Barney HIll de Portsmouth, NH, experimentaron un encuentro cercano con un objeto volador no identificado y dos horas de tiempo "perdido" mientras conducían hacia el sur por la Ruta 3 cerca de Lincoln. Presentaron un informe oficial del Proyecto Libro Azul de la Fuerza Aéreas de una nave con forma de cigarro brillantemente iluminada al día siguiente, pero no dieron a conocer su historia hasta que se filtró en el Boston Traveler en 1965. Este fue el primer informe de abducción de ovnis ampliamente informado en los Estados Unidos. Así dice la placa que marca el lugar en donde Betty Hill y su esposo Barney tuvieron un avistamiento OVNI y según cuentan fueron abducidos aproximadamente a media milla de la entrada al Parque Estatal Franconia Notch, en Lincoln, New Hampshire en los Estados Unidos.

 

 


 

Aquella noche viajaban de regreso a casa después de tomar unas vacaciones por Canadá, el viaje en carretera transcurría sin ninguna novedad sin saber lo que les esperaba minutos después de la 8 de la noche.


Mientras Barney conducía el auto, su esposa Betty sintió curiosidad por lo que en un primer momento creyó que era una estrella, pero no se trataba de un astro, aquella luz empezó a acercarse al auto de la pareja hasta que se mostró como una nave circular con lo que parecía ser un par de pequeñas alas a los costados, después aterrizó sobre el campo al lado de la carretera. Barney decidió estacionar el auto y sacó sus binoculares para poder observar de qué se trataba mientras Betty también se bajaba curiosa junto con su perra Delsey.


Barney se acercó un poco cubriéndose detrás unos arbustos y alcanzó a ver aquel artefacto que tenía ventanas alrededor desde dónde podía ver un grupo de seres extraños de apariencia humanoide en el interior. Pero hubo algo que le causó mucha inquietud, al momento de observar a cada uno de los extraños seres se dio cuenta de que uno de ellos lo estaba viendo fijamente, lo cual le hizo pensar que serían capturados y salió corriendo hasta el auto con su esposa. Al llegar, arrancó inmediatamente y le dijo a Betty que tenían que salir de ahí porque si no lo hacían serían capturados por aquellas entidades,  de pronto escucharon un fuerte zumbido y después de eso sintieron mucho sueño. 

 

Cuando compartieron su experiencia, recibieron la visita de varios periodistas quienes los entrevistaron para que dieran detalle de lo que habían vivido, es entonces cuando Barney se dio cuenta mientras narraba lo sucedido que entre el avistamiento y el momento en que continuaron con su viaje de regreso a casa se habían perdido dos horas que no podía explicarse; recordaban el avistamiento pero no sabían que había pasado durante esas dos horas.

 

El matrimonio Hill mostrando el periódico con la noticia que contaba su experiencia

 

Aunque los Hill ya tenían curiosidad por el fenómeno OVNI, después de este evento mostraron un mayor interés y buscaron mas información al respecto. Pero aquella experiencia del matrimonio no había sido una simple aventura para ellos, la salud de ambos empezó a verse afectada, Barney tenía una úlcera que empeoró tiempo después del avistamiento, Betty tenía constantes pesadillas sobre el suceso y ambos presentaban crisis de ansiedad. 

 

En 1963, el médico de cabecera del matrimonio Hill, el doctor Duncan Stephens, les dijo que contactaran con el psiquiatra Benjamin Simons para que atendiera sus molestias.

 

 

Examinados por seres de otro mundo


El doctor Simons utilizó técnicas de hipnosis con la pareja y fue así como salió a relucir la historia completa sobre aquel avistamiento en la carretera y las dos horas que habían perdido:

 

"Poco después de haber escuchado el zumbido, el automóvil del matrimonio fue desviado de la carretera aparentemente obligados por aquellos visitantes extraños, una vez que se detuvieron, observaron de cerca a aquellos humanoides quienes los llevaron a su nave, los desnudaron y al parecer les realizaron una especie de exploración física; a Betty le introdujeron una aguja en el vientre, le cortaron uñas, un poco de cabello y tomaron muestras de su piel, exámenes similares le realizarían a su esposo.


Lo más notable de lo narrado por Betty es que mientras ella observaba como examinaban a su esposo y este permanecía en apariencia dormido, ella pudo comunicarse telepáticamente con quien supuso que se trataba del jefe de aquellos humanoides que describió de pequeña estatura y con la apariencia que después se le daría a los famosos grises.


Aquel ser le mostró a Betty un libro en el que aparecía un mapa estelar que marcaba lo que describió como rutas comerciales interplanetarias por donde viajaban de manera constante los extraterrestres. El mapa que Betty describió, fue dibujado con ayuda del Dr. Simons."

 

Años más tarde, la maestra de primaria Marjorie E. Fish de Oak Harbor, Ohio, reprodujo el mapa utilizando pequeñas esferas de plástico que colocó colgadas de hilo para tratar de ubicar el lugar de donde podrían proceder los visitantes. La supuesta ubicación que la maestra Fish propuso fue el sistema estelar binario Zeta Reticuli, por ello es que algunos ufólogos mencionan este caso como "El incidente Reticuli", sin embargo, la teoría de la maestra fue descartada por algunos estudiosos como el famoso astrofísico Carl Sagan y el no menos destacado matemático, ufólogo y escritor Jacques Vallée.


Para el Dr. Simons lo que Betty había narrado bajo estado hipnótico no era más que una interpretación que no correspondía a la realidad, dijo además, que había influido en ella lo que veía a través de sus constantes pesadilla. Pero para los Hill no era así, ellos aseguraban que habían sido abducidos por extraterrestres, y aunque el caso se volvió muy popular, aun hay algunos ufólogos que reconocen el avistamiento del matrimonio Hill pero se muestran escépticos con respecto a la supuesta abducción.


El escritor John G. Fuller publicó en 1966 el libro "El Viaje Interrumpido: dos horas olvidadas a bordo de un platillo volante" basado en la experiencia de Betty y Barney Hill. 

 

A pesar de que tal vez no existieron pruebas contundentes sobre el incidente de los Hill, lo cierto hasta ahora es que se trata de un caso que marco el inicio de las abducciones extraterrestres.

Betty y Barney Hill: La primera abducción reconocida dentro del fenómeno OVNI Betty y Barney Hill: La primera abducción reconocida dentro del fenómeno OVNI Reviewed by Dorian Black on noviembre 15, 2021 Rating: 5

Aviso

Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio.
Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información